REGIONES:

Amenazan de muerte a más periodistas tras asesinato de reportero en Durango

(CEPET/IFEX) - José Bladimir Antuna García, reportero del periódico "El Tiempo", denunció haber sido objeto de constantes amenazas de muerte, e incluso haber sido víctima de un atentado el 28 de abril de 2009 en Durango, estado de Durango, al norte de México.

La última amenaza recibida por el periodista ocurrió el 26 de mayo, el mismo día que Eliseo Barrón Hernández, reportero del diario "La Opinión Milenio", fue encontrado muerto, tras haber sido secuestrado la noche anterior en su domicilio. Ese día, detalló el reportero, un desconocido llamó a la redacción de "El Tiempo" y advirtió, "el que sigue es Bladimir Antuna". El periodista, quien cubre la fuente policíaca, reconoció haber intercambiado información con el reportero asesinado en varias ocasiones sobre corrupción policíaca y el crimen organizado que opera en la localidad.

Antuna García denunció que en los últimos siete meses ha recibido varias llamadas a su teléfono celular o a la redacción del periódico para advertirle que deje de publicar información delicada. En algunas ocasiones su interlocutor se identificó como miembro de Los Zetas, un grupo de sicarios vinculado al cártel del Golfo. Incluso una de las llamadas que le hicieron fue realizada desde el penal de Gómez Palacio, Durango, comentó.

La mañana del 28 de abril, las amenazas, sin embargo, pasaron a los hechos. Cuando se disponía a salir a trabajar, el comunicador vio llegar desde la cochera una camioneta blanca, sin placas y con vidrios polarizados, de la cual descendió un sujeto con un arma. Al percatarse que éste le apuntaba, corrió a resguardarse al interior de su vivienda, por lo que las balas impactaron en la fachada.

Tras la agresión, Antuna García interpuso una denuncia ante la Procuraduría General de Justicia del Estado de Durango. Sin embargo, las amenazas no cesaron, señaló.

Pero el caso del reportero de "El Tiempo" no es un hecho aislado. Luego del asesinato de Barrón Hernández, otros periodistas de la zona, que se ubica entre la frontera de los estados de Durango y Coahuila, han sido amenazados. El 27 de mayo durante los funerales, seis mantas con advertencias contra periodistas y elementos del Ejército aparecieron en distintos puntos de Torreón, Coahuila (una de ellas específicamente frente a las instalaciones de Televisa Laguna), firmadas por el grupo del narcotraficante Joaquín El Chapo Guzmán.

"Ya estamos aquí periodistas, pregúntenle a Eliseo Barrón. 'El Chapo' y Cártel del Poniente no perdonan; cuídense soldados y periodistas, atentamente 'El Chapo' y el Cártel del Poniente", decía uno de los mensajes retirados.

Directivos de un diario local consultados por CEPET, quienes pidieron omitir el nombre del medio, denunciaron que sus reporteros ya han sufrido amenazas de muerte y agregaron que incluso varios comunicadores han comenzado a desertar de sus centros de trabajo por temor, mientras que ellos han optado por reducir la cobertura de la información sobre el crimen organizado.

En tanto, la Fiscalía General del Estado de Coahuila, informó que los reporteros, corresponsales o jefes de los diversos medios pueden solicitar la custodia de esa dependencia. "La seguridad tendrá que ser a solicitud de las propias personas que requieran esta presencia policial", apuntó Fernando Olivas Jurado, delegado de la Fiscalía, "sin embargo confiamos en que este tipo de hechos ya no se presentará y para eso estamos trabajando".

Último tweet:

“Nothing has changed for me. I will carry on ‘slandering’ as I have done... The state cannot help or stop me” http://t.co/hykTkfxNvP