REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Medios comprados empeoran elecciones ensuciadas por violencia

Al menos 18 personas murieron y 100 resultaron lesionadas en los actos de violencia previos a las elecciones del 28 de noviembre de 2011
Al menos 18 personas murieron y 100 resultaron lesionadas en los actos de violencia previos a las elecciones del 28 de noviembre de 2011

Giampaolo Musumeci/Centre National de Coopération au Développement

Apenas antes de una elección violenta y ardientemente disputada, Journaliste en danger (Periodista en Peligro, JED) criticó la falta de estándares y la inacción de medios por parte del organismo regular de difusión de la RDC contribuyó a las divisiones masivas en el país.

En una carta al organismo regulador de la RDC y a la comisión electoral fechada el 18 de noviembre, JED señaló la falta de imparcialidad en la cobertura de la campaña electoral, que atribuyó al hecho de que todas las empresas de medios de comunicación habían sido sobornadas por ciertos partidos políticos.

"Los medios Congoleses están enzarzados en un frenesí propagandístico", acusó JED. La falta de una objetiva cobertura de los medios obstaculizó la capacidad de los votantes para tomar una decisión informada, lo que hizo que las elecciones "perdieran su carácter democrático"; agregó JED.

Al menos 18 personas murieron y 100 resultaron lesionadas en los actos de violencia previos a la las elecciones del 28 de noviembre, la mayoría a manos de soldados de la Guardia Republicana que estaban disparando al azar contra multitudes de de opositores furiosos, según Human Rights Watch.

El día de las elecciones, tres hombres fueron muertos y otras 13 personas, entre ellas 10 mujeres, fueron secuestradas por el Ejército de Resistencia del Señor mientras se dirigían a las casillas electorales, según informa informa Human Rights Watch. En las casillas de votación había soldados que intimidaron a algunos votantes y algunos partidos políticos no pudieron entregar sus materiales electorales debido que se bloqueó el envío de sus documentos, dice Human Rights Watch.

El 9 de diciembre, el titular Joseph Kabila fue nombrado ganador con 49 por ciento de la votación, seguido por el líder de la oposición Etienne Tshisekedi con 32 por ciento, según informes noticiosos. Los partidarios de la oposición adujeron robo electoral y reaccionaron con manifestaciones callejeras que se volvieron violentas y dejaron un saldo de varios manifestantes muertos.

Según un informe de Al Yazira, en algunos distritos casi 100 por ciento de los votantes inscritos en el padrón se presentaron y casi todos los votos fueron para Kabila, un probable indicio de fraude.

Último tweet:

Policías municipales de Metepec detienen y amenazan a reporteros https://t.co/kaWLJ1Lf2C @article19mex @cencos… https://t.co/Zp0KF9Xjyv